bolleria·chocolate·Dulces

Triángulos de chocolate

blog002

Triángulos de chocolate para merendar, el que no haya probado un triángulo de chocolate nunca no sabe lo que es disfrutar de la vida, vamos que digo yo, jeje 😉
Una receta muy reciente del blog de Megasilvita pero hace tiempo que Sandra, La receta de la felicidad nos puso los dientes largos publicando su receta en el blog y desde entonces la estoy rondando. Me he decantado por la receta de Megasilvita porque usa más líquido y menos levadura, pero aunque no he probado la de Sandra, seguro es perfecta como todo lo que hace.

 

 

INGREDIENTES PARA LA MASA:

  • 500 gr de harina de fuerza
  • 25 gr de levadura fresca de panadería
  • 205 gr de leche entera
  • 80 gr de aceite de girasol
  • 50 gr de agua
  • 110 gr de azúcar
  • 10 gr de sal

Ponemos la harina junto con la levadura desmenuzada en un bol y la mezclamos. Añadimos los ingredientes húmedos y volvemos a mezclar. Por último ponemos la sal y el azúcar y empezamos a amasar. Podemos amasar en la encimera a mano hasta que esté fina y elástica, y si lo hacemos con la amasadora tipo KA, ponemos el accesorio de gancho y amasamos 10-15 minutos.
Hacemos una bola con la masa y la ponemos en un bol engrasado para levar 1 o 2 horas bien tapado.
Pasado el tiempo, desgasificamos la masa y la dividimos en dos, hacemos dos bolas y las aplastamos con las yemas de los dedos. Preparamos la bandeja de horno forrada con papel de hornear y ponemos encima las dos bolas que aplastaremos hasta que sean dos discos. Tapamos de nuevo y dejamos que leve de nuevo 1 0 2 horas más.
Pasado el tiempo, volvemos a desgasificar las tortas y en esta ocasión las pinchamos con un cuchillo o un tenedor y dejamos que dupliquen el tamaño, otras 2 horas más o menos. Este será el último levado.
Mientras tanto, hacemos la crema pastelera.

INGREDIENTES PARA LA CREMA PASTELERA:

  • 500 ml de leche entera
  • 2 yemas de huevo
  • 4 cucharadas de azúcar blanco
  • 2 cucharadas de maizena
  • 1 cucharadita de esencia de vainilla o palito de canela o cascara de limón…..para aromatizar la crema.

Del 1/2 litro de leche reservamos en un cuenco unos 100 ml  y el resto lo ponemos con el azúcar y la esencia en un cazo a fuego medio-alto y dejamos que hierva sin remover (el azúcar hace que no se queme la leche ni se pegue)  unos 2 minutos.
Mientras, al cuenco con la leche reservada incorporamos las dos yemas y la maizena. Deshacemos con un tenedor los grumos (tranquilos, aunque la leche esté fría, la maizena se incorporará aunque parezca que no se va a deshacer en la vida…..) he probado muchas formas y es la que mejor funciona.
Pasados los 2 min, echamos un poco de la leche del cazo al cuenco, y mezclamos bien. Entonces pasamos toda la mezcla del cuenco al cazo y con unas varillas de mano removemos durante unos 5 minutos para cocer la crema y que no se nos pegue.

Pasamos la crema a través de un colador a un recipiente de loza o porcelana para que enfríe y film transparente pegado a la crema para que no forme costra.

Precalentamos el horno a 180º y horneamos las tortas unos 10 minutos o hasta que estén ligeramente doradas. Si nos pasamos de horno se quedaran muy secas.
Dejamos enfriar en una rejilla.
Una vez frías, las cortamos al medio y rellenamos con la crema pastelera.
Cortamos cada uno de las tortas en 8 trozos, nos saldrán en total 16 cuñas o triángulos.
Por último cubrimos de chocolate y decoramos con chocolate blanco.

Cortamos cada una de las tortas al medio y rellenamos de crema pastelera. Después tapamos y cortamos en 8 trozos iguales

INGREDIENTES PARA LA COBERTURA DE CHOCOLATE:

  • 500 g de chocolate negro, yo usé chocolate negro postres valor (o chocolate con leche)
  • 50 g de manteca de cacao (opcional, para que el chocolate fundido sea más líquido y el baño quede más fino)
  • 50 g de chocolate blanco para fundir y decorar

Fundimos el chocolate junto con la manteca de cacao.
Bañamos cada uno de los triángulos o cuñas comenzando por los laterales introduciéndolos en el chocolate fundido y dejando que escurra el exceso. Una vez tengamos los laterales, los ponemos en una rejilla (y la rejilla encima de una bandeja para recoger el chocolate que sobra) y echamos chocolate por encima de cada triángulo con una cuchara, la base quedará sin chocolate. Si golpeamos la rejilla con cuidado contra la mesa la cobertura quedará más lisa y bonita.
Una vez haya secado la cobertura del chocolate, derretimos el chocolate blanco y rellenamos un cono de papel o un biberón de repostería para hacer unas rallas en zigzag y decorar los triángulos.
Se conservan en el frigorífico durante unos 5 días. A mí no me han durado tanto pero como había muchas puedo corroborar que al tercer día estaban como el primero.

 
 
 
 
 

[] [] [] [] [] [] [] [] []
La presentación del cuento Soy Ángel de la semana pasada fue increíble. Mis compañeras y amigas de AMPPIA, Silvi, Isabel, Ana…. organizaron el evento maravillosamente. Me lo dieron todo hecho, solo tuve que ir y dar mi “charla”, cosa que no me costó poco….
Primero Mayte, de Druida, hizo un cuentacuentos con el libro, fue poniendo palabras y gestos mientras enseñaba las ilustraciones, con tanto cariño que no lo pudo hacer mejor. Gracias Mayte.
Después fue el turno de la mesa redonda, primero empezó Manoli, ex-presidenta de AMPPIA, presentado a las participantes y luego expuse yo (para no estar de los nervios más tiempo!) Conté nuestra experiencia con MARCOS, como había surgido el cuento y nuestro trabajo en la asociación. Aunque mis nervios me dejaron en blanco en dos o tres ocasiones puede terminar saliendo airosa del momento, 13 minutos estuve hablando! Ni me lo creo! Me costó una barbaridad, pero lo hice.
Después, Estela una doctora del ayuntamiento de Alcobendas, explicó en que consiste el síndrome de angelman y sus característica médicas. Un amor de persona, me encantó conocerla.
Por último Leticia, del centro de APAMA y responsable de las actividades de tiempo libre de la asociación; nos contó su visión desde un punto de vista de género, dado que en AMPPIA son mujeres feministas que trabajan por la igualdad de la mujer y quieren llevar su mensaje a todos los ámbitos posibles y por supuesto que en la discapacidad también, en cuanto al trabajo y educación que los padres ejercemos con nuestros chicos especiales.
Vendimos unos cuantos cuentos y salimos todos encantados.
Gracias a mis amigas y madres de la asociación por acompañarme como siempre Conchi, Montse, Ana y Javiera que vinieron con sus ángeles, a mi hermana (pese a su migraña que estuvo a punto de no dejarla venir) y mi cuñado Rubén, a nuestra amiga Manoli y a mis padres por supuesto. A Esperanza y Elena compañeras del club de la lectura. A mi amiga Nuri. A Tito por apoyarme en todo y a mi MARCOS porque le quiero con locura. Javi no vino, adolescentes…..
No me gustaría dejar a nadie fuera, pero quiero agradecer en especial a Silvia, mi amiga Silvi. Por venir con su maravillosa familia Fernando, Lucia y Alma. Por ser una mujer comprometida, solidaria y generosa. Por seguir estando en mi vida desde siempre. Por su trabajo desinteresado y valioso. Por quitarme la venda de los ojos. Por tantas cosas…. Gracias por estar a mi lado, aunque nuestras vidas se separaran por un tiempo nunca dejamos de estar en contacto. Ahora nos unen más cosas y no quiero perderte de vista ni un instante. Te quiero Silvi.

2 comentarios sobre “Triángulos de chocolate

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s